top of page
Image by Ben White

Un Minuto con la Palabra

Día jueves 14 de abril del año 2022



Devocional

14 Perversidades hay en su corazón; anda pensando el mal en todo tiempo; siembra las discordias. Proverbios 6:14

Este verso nos da a conocer 3 cosas que hace el hombre depravado, de acuerdo a lo que menciona la versión Reina Valera 1960, las podemos enumerar de la siguiente forma. 1) Perversidades hay en su corazón. 2) Anda pensando el mal en todo tiempo. 3) Siembra las discordias.

La primera parte del verso menciona que “perversidades hay en su corazón” la palabra “perversidad” significa: suma maldad, depravación, malignidad, propio de la persona que hace mal intencionalmente y goza haciéndolo. En Lucas 6:45B dice “El hombre malo, del mal tesoro de su corazón saca lo malo, porque de la abundancia del corazón habla la boca.”

La segunda cosa que hace es: “anda pensando el mal en todo tiempo”, su único pensamiento, deseo, anhelo es hace lo malo y cuando menciona que “lo piensa” nos da a entender que lo planifica, va lleno de su mala intención.

En Filipenses 4:8, se nos presenta lo que debemos pensar como hijos de Dios “Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad.” Y en 1 Corintios 2:16 se nos dice que los hijos de Dios tenemos la mente de Cristo.

La tercera cosa que hace el hombre depravado: “siembra las discordias.” La Nueva Traducción Viviente dice “Andan siempre provocando problemas” y la Traducción en el Lenguaje Actual dice “Siempre anda provocando pleitos”. Las palabras que utilizan las 3 versiones leídas son: provocando discordias, problemas y pleitos. La palabra que domina en cada una de ellas es “provocar”, que significa: producir cierto estado o sentimiento en una persona, hacer mediante palabras o actos hostiles que otra persona se enfade y reaccione.

Aplicación

Como hijos de Dios somos llamados a que nuestro corazón, mente y todo nuestro actuar sea controlado por el Espíritu Santo, para que podamos agradar a Dios y ser de bendición a los demás (Efesios 5:18).

Oración

Padre, que todo mi ser pueda ser controlado por el Espíritu Santo, amén.

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo

Comments


bottom of page