Image by Ben White

Un Minuto con la Palabra

Día miércoles 24 de agosto del año 2022


Devocional: Salmo 34:3-4 Engrandeced a Jehová conmigo, y exaltemos a una su nombre. Busqué a Jehová, y él me oyó, y me libró de todos mis temores. Salmo 34:3 y 4 La primera palabra que aparece en el verso 3 “engrandeced” (engrandecer) significa: hacer algo o alguien más grande, especialmente en el sentido no material. Algunos sinónimos pueden ser: aumentar, acrecentar, ampliar. El salmista David nos hace una invitación a decir lo grande que es nuestro Dios, sabemos que el rey David era un experto en alabar el Nombre de Dios. La segunda parte del verso 3, nos motiva también a exaltar, que significa: alabar a una persona o una cosa, resaltando sus muchas cualidades o conceder grandeza, honor, gran valor a una persona o cosa. El salmista nos motiva a hacerlo juntos con la palabra “a una.” En estos momentos, separados por la distancia, pero unidos por el espíritu, podemos ponernos de acuerdo y juntos engrandecer y exaltar el Nombre de nuestro Dios (Salmo 95:1-3). En el verso 4, nos presenta unas palabras de testimonio en las cuales nos enseña qué debemos hacer, cómo debemos actuar “busqué a Jehová” en toda la Palabra de Dios encontramos el llamado a entrar en acción:

  • Mateo 7:7-11 Pedid, buscad y llamad, estos 3 verbos aparecen en imperativo.

  • Mateo 11:28 Venid a mí.

  • Isaías 1:18 Venid luego dice Jehová. Al final del verso 4 nos presenta el resultado de buscar a Jehová: “Él me oyó, y me libró de todos mis temores.” Aplicación Si tenemos algún temor el día de hoy, busquemos a nuestro Dios, Él nos oirá y nos librará de todo ellos. Oración Amado Dios, pongo delante de ti mis temores, que tu Espíritu me dé valor, confianza, dominio propio, y que también pueda engrandecer y exaltar tu Nombre, amén.

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo