Image by Ben White

Un Minuto con la Palabra

Día viernes 12 de agosto del año 2022


Devocional

El que encubre el odio es de labios mentirosos; y el que propaga calumnia es necio. Proverbios 10:18

Este verso nos presenta dos cosas que una persona puede estar haciendo, y lo que puede causar en su vida.

La versión Reina Valera dice “El que encubre el odio es de labios mentirosos; y el que propaga calumnia es necio.” La Nueva Traducción Viviente dice “Encubrir el odio te hace mentiroso, difamar a otros te hace un necio.” Y la Traducción en Lenguaje Actual dice “Los mentirosos no muestran su odio, pero los tontos todo lo cuentan.”

Lo que podemos aprender en este verso, es que un pecado puede llevar a otro. Aún más, pasar por alto que todo pecado nos separa de Dios y hace que nuestra vida pierda energía espiritual, y así, perder el crecimiento espiritual que debiese tener como un hijo de Dios.

La Palabra de Dios nos motiva en 1 Juan 1:9 a confesar nuestro pecado, a recordar la fidelidad de nuestro Dios, para perdonar y limpiarnos de toda maldad. El llamado que también nos hace el profeta Isaías 1:18 “Venid luego, dice Jehová, y estemos a cuenta: si vuestros pecados fueren como la grana, como la nieve serán emblanquecidos; si fueren rojos como el carmesí, vendrán a ser como blanca lana.”

En pocas palabras, odiar y difamar son pecados que afectan mi vida espiritual.

Aplicación

Que, con la ayuda del Espíritu Santo, podamos confesar nuestros pecados de odio y difamación.

Oración

Padre, bendito seas porque tú eres un Dios perdonador, amén.

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo